miércoles, 24 de julio de 2024

Como prevenir las lesiones deportivas

Hay diferentes tipos de lesiones deportivas. Las manifestaciones clínicas que tenga y su terapéutica derivarán del tipo de lesión…

Alberto Jesús Quirantes Hernández
en Exclusivo 08/01/2024
0 comentarios
MaykelMasso, lesionado
Las manifestaciones clínicas que tenga y su terapéutica derivarán del tipo de lesión. (Mónica Ramírez/Jit)

La expresión “lesión deportiva” describe a los tipos de lesiones que suceden más a menudo durante el ejercicio o los deportes, como torceduras, esguinces y fracturas. Este artículo de salud se concentra en los tipos de lesiones deportivas que interesan los tendones, los músculos, los ligamentos y los huesos.

Hay diferentes tipos de lesiones deportivas. Las manifestaciones clínicas que tenga y su terapéutica derivarán del tipo de lesión. La mayoría de los individuos se reponen y retornan a sus normales actividades.

Cualquiera puede tener un daño deportivo. Los elementos de riesgo de las mismas incluyen: no utilizar las técnicas de ejercicio correctas, cambiar la intensidad de la actividad física demasiado rápido, correr o saltar sobre superficies duras, practicar el mismo deporte todo el año, no llevar el equipo adecuado, usar zapatos que no tienen suficiente soporte, tener poca flexibilidad haber tenido una lesión previa o tomar ciertos medicamentos.

El tipo de lesión que tiene un riesgo mayor de tenerse es según el tipo de actividad en la que participa, el sexo y la edad.

Las lesiones deportivas suelen ser: agudas, que suceden súbitamente, y crónicas, que habitualmente se encuentran relacionadas con el empleo excesivo de la región lesionada y se desarrollan progresivamente con el tiempo. Pueden presentarse en variadas partes del cuerpo, incluyendo: codo hombro, rodilla, muñeca o tobillo.

LAS MANIFESTACIONES CLÍNICAS DE UNA LESIÓN DEPORTIVA

Las manifestaciones clínicas de una lesión aguda comprenden repentino e intenso dolor, morados o extrema hinchazón, no poder colocar peso encima de una rodilla, pierna, pie o tobillo, no tener la capacidad de capacidad mover normalmente una articulación, extrema debilidad en la extremidad lesionada, una articulación o un hueso que al parecer esta fuera de lugar.

Los de una lesión crónica consecuencia de un excesivo uso comprenden dolor cuando se hace ejercicio o se juega o dolor leve constante o hinchazón cuando se reposa.

LOS ELEMENTOS DE UNA LESIÓN DEPORTIVA

Los elementos de una lesión deportiva aguda es el de una fuerza mayor de la que la que esa parte del cuerpo puede aguantar; mientras que una crónica generalmente sucede posteriormente al repetir un idéntico movimiento una y otra vez.

LA PREVENCIÓN DE LESIONES DEPORTIVAS

Con el fin de tener un enfoque integral en relación a la prevención de lesiones deportivas se debe realizar primer lugar un examen que permita establecer unas sólidas bases para abordar el tema. Los expertos se han dado cuenta de que la preparación física debe ser un elemento más en el mecanismo del entrenamiento del deportista y que deberá que ser tan sustancial como el trabajo la táctica y de la técnica.

Actualmente, la sociedad vive una costumbre deportiva de una dura exigencia donde quienes juegan deportes colectivos llevan a cabo un gran entrenamiento físico pues, si no estuvieran lo adecuadamente preparados físicamente, no les sería posible emplear sus procedimientos técnico-tácticos exitosamente por muy sobresalientes que fueran, provocando así lesiones que se podrían evitar.

¿CÓMO PREVENIR LAS LESIONES DEPORTIVAS?

Cómo primeramente se ha aludido, la prevención de lesiones deportivas no es una tarea sencilla, pues los daños en el cuerpo del deportista dependerán de variados elementos cambiantes en cada partido o competición. Asimismo, descubrir, así como trabajar estas pautas con el fin de prevenir lesiones también estará en dependencia del físico de jugador y en el lugar en el que juega.

Lo más importante y primero para la prevención adecuada de lesiones deportivas es que los individuos que practiquen una disciplina tengan una buena forma física, es decir, deberán estar desde el punto de vista articular y muscular, preparados para desarrollar la actividad. Segundo, con el objetivo de prevenir lesiones se necesitará hacer un buen calentamiento antes de comenzar algún ejercicio, así como entrenar al organismo para el esfuerzo a desarrollar.

Por otra parte, para evadir lesiones es esencial que los individuos dediquen un tiempo de entrenamiento al trabajo propioceptivo, ya que se conoce que el fin de toda práctica deportiva es conseguir ejecutarla lo más establemente posible dentro de la inestabilidad que se produce en él. Para eso, el sistema  es idóneo para aportar esa estabilidad y reducir el riesgo de lesión.

Igualmente, si las personas con la ayuda de los preparadores físicos preparan el cuerpo, éste será estable, fuerte y activo para asimilar impactos de la manera más conveniente. Otra manera de prevenir lesiones es utilizar los equipos de protección y el calzado adecuados para preservar a las estructuras que se puedan dañar.

Finalmente, pero no menos importante, hay que aludir al aspecto psicológico. Los deportistas se ven perjudicados por el entorno y por eso, los especialistas no pueden concebir la prevención de lesiones sin considerar los miedos que puede sentir el deportista cuando desarrolla su actividad, pues esto puede ser igualmente causa de lesión.


Compartir

Alberto Jesús Quirantes Hernández

Profesor Consultante y Jefe del Servicio de Endocrinología del Hospital Docente Dr. Salvador Allende en La Habana, Cuba.


Deja tu comentario

Condición de protección de datos