domingo, 10 de diciembre de 2023

La cabeza y el equilibrio de Jhoen Lefont

El Delfín del fútbol cubano rompió otro récord mundial en la piscina...

José Luis López Sado en Exclusivo 22/09/2023
0 comentarios
Jhoen Lefont, dominio del balón
el bien llamado Delfín del fútbol cubano mantuvo la esférica durante 23 minutos y 02 segundos sin que cayese al agua de la piscina, en el complejo Baraguá, de esta capital.

Sin grandes contratiempos, basado principalmente en la concentración y el constante trabajo con sus piernas y manos, el matancero Jhoen Lefont rompió este miércoles su propio récord mundial Guinness de dominio del balón, en la prueba de manteniéndolo en equilibrio sobre la cabeza.

Al ritmo de la música escogida, el bien llamado Delfín del fútbol cubano mantuvo la esférica durante 23 minutos y 02 segundos sin que cayese al agua de la piscina, en el complejo Baraguá, de esta capital, para pulverizar su anterior marca que databa del 14 de septiembre de 2014, cuando en la alberca del capitalino Hotel Nacional mantuvo la esférica sobre su testa durante 19 minutos y 02 segundos.

Mi preparación para este intento fue muy buena aunque un poco intermitentemente por el tema del nacimiento de mi hija en abril y algunas lesiones; pero luego fui aumentando las sesiones de dominio del balón entre tres y cuatro tandas diarias, expresó Lefont.

Pero agradezco mucho el entrenamiento en el que me incluyeron las selecciones nacionales de polo acuático en uno y otro sexo. Con ellos jugué mucho y eso me permitió aumentar la capacidad de resistencia, comentó Lefont.

El ex polista yumurino explicó que estuvo muy bien concentrado y supo controlar bien la pelota, además de seguir el trabajo apoyado en el ritmo de la música que rompe un poco lo aburrido que es estar trabajando solo en una piscina con una pelota sobre la cabeza durante 23 minutos.

A cada rato, su entrenador Jorge del Valle le gritaba cómo iba el trabajo, el tiempo ya consumido, además de brindarle indicaciones para que se adelantara o atrasara un poco más en el agua.

Estar 23 minutos con una pelota encima de la cabeza te puede amilanar. Por eso me gusta que me hablen para no sentirme solo, aseveró.

Ante una "duda" de Cubahora acerca de si los especialistas del Libro Guinness de Récords no apreciarían la diferencia existente entre implantar récord en piscinas al aire libre -la pelota peligra ser sometida por el viento- como fue el intento conseguido en 2019, o bajo techo como en esta ocasión, el Delfín del fútbol aclaró que a ellos solo les interesa que no exista nada en el fondo donde poder apoyarse.

Lefont espera que este récord mundial le sea homologado por los especialistas del libro Guinness, con lo cual llegaría a 10, algo insólito en estos trajines del dominio del balón.

Este año aún espero intentos de records mundiales en dos pruebas: más toques en un minuto y otra con lastre en el cuerpo, finalizó Lefont.


Compartir

José Luis López Sado

Periodista


Deja tu comentario

Condición de protección de datos